Gracias por tu visita.

Welcome

¡Espero que disfrutéis de este espacio! Estaré encantada de leer y responder vuestros comentarios y sugerencias, ¡nos leemos!

capitulo 1

Bueno antes de empezar con el relato, solo quería comentar que esto era un proyecto en el que iba a participar en un foro, pero que no llegué a presentar, pero me gustaria seguir en ello, asi que voy a ir publicando lo que tengo escrito y si me sigo inspirando pues lo continuaré.

(SERI)


Llevaba todo el día lloviendo y estaba aburrida en casa, tenía planes para salir, pero en un cambio repentino de opinión decidí coger el teléfono y prepararme para una multillamada…
_ ¡Hola chicas! ¿Estamos todas? _ pregunté.
_ Aquí Laura reportándose. ¿Por qué una multillamada? ¿No nos vamos a ver en un rato?
_ Judit , ¡presenteee! ¡Qué ganitas tengo de veros!
_ ¡Chicas yo ya estoy! _ dijo Angie.
_ ¿Falta mi prima? Yo la llamo _ dijo Judit.
_ ¿Si? Chicas espero que sea importante…estaba ocupada… _ dijo Ari con ese tono que todas interpretamos como que la habíamos interrumpido mientras estaba                 con Sergio.
_ Bueno chicas, ya estamos todas, os propongo un cambio de planes…como llueve mucho y estoy sola en casa…¿qué os parece veniros a pasar un par de noches  a mi casa? _ propuse sin mucha esperanza de que contestaran en positivo.
_ ¡Por mí perfect! No me apetecía mucho salir con la que está cayendo y tengo muchas ganitas de estar con vosotras…que os tengo que contar muchas cosas._ dijo Judit.
_ ¡Yo me encargo de la cena! _ dijo Laura, siempre que podía aprovechaba para ofrecerse a cocinar en ocasiones así, lo único malo es que cocinaba fatal, por lo que nunca la dejábamos hacerlo.


_ Laura sería mejor que me dejaras a mi la cocina y tu te encargaras de traer las bebidas._sugirió Angie entre risas.
_ Bueno vale, acepto. Pero también me encargo del postre.
_ ¡Concedido! _ dijimos las cuatro a la vez.
_ Yo me encargo de los chicos.
_ ¡EHHHHHHH! Para el carro Ari,  ¿quién dijo algo de invitar a los chicos? Siempre que vienen los chicos termina todo mal…el plan era estar nosotras juntas y ponernos al día de todo, que seguro que las vacaciones han dado para mucho…
Así siguió nuestra conversación durante otros 20 minutos. Cuando colgamos tenía asumido que esta noche aparecerían Ari y Sergio y por supuesto los amigos de Sergio, quisiera yo o no quisiera, por que así era Ariadna de testaruda; era la mayor de todas y a sus 21 años había no había muchas cosas que le faltaran por hacer. Le encantaba cambiar de look a menudo y le encantaba emparejarnos con los amigos de Sergio.  Tenía la figura perfecta, estilo y unos ojazos verdes que enamoraron a Sergio desde que se vieron por primera vez en el instituto. Había dejado de estudiar con 16 años y trabajaba en la recepción de una peluquería.
Angie tenía 19 años y era la más pequeña y era todo ternura en ella; daba más de lo que podía de sí misma cuando quería algo y cuando los demás la necesitábamos nos apoyaba en todo. Era una estudiante ejemplar y su meta era ser dueña del hotel de sus padres, por lo que estaba en la Universidad estudiando Hostelería y Turismo.
Lo más destacado de Laura era su impulsividad y lo extremadamente sentimental que era. También era la más extrovertida de todas nosotras y le encantaba navegar por Internet. En todos los grupos de amigos siempre hay algún “Hacker” pues ella era la nuestra, era capaz de encontrar cualquier información en menos de 3 minutos. Estudiaba Informática en la Universidad, pero su verdadera vocación era la cocina y a parte de su carrera universitaria estaba aprendiendo a cocinar en una academia. Todas sabemos que un día lo logrará y a sus 20 años tiene toda la vida por delante.
Y bueno, Judit; no sabría que decir de ella, lo tenía todo a sus 20 años. Dejó de estudiar cuando terminó su Bachillerato porque no tenía claro que era lo que quería hacer. Trabajaba vendiendo teléfonos móviles y por su horario desde que empezó a trabajar la vemos poco, pero siempre que tenía un día libre nos llamaba para vernos. Era muy directa y decía lo que pensaba sin preocuparse de las consecuencias, pero era una persona que sabía escuchar y con la que podías contar en lo bueno y en malo.  Era la más tímida del grupo y la más enamoradiza, nunca se rendía en el amor.
En cuanto a mí…solo diré que a mis 20 añitos adoro a mis amigas y no podría vivir sin ellas.
Aún no había terminado de arreglarme cuando sonó el telefonillo. No podían ser ellas ya…no había transcurrido ni 10 minutos desde que habíamos colgado. Me dí el último retoque y me dirigí al pasillo.
_ ¿Sí?
_ Hola Seri, soy…
_ Sé quien eres, lo sé de sobra. ¿Qué narices haces aquí?  Te dije que no volvieras por aquí.
_ Escúchame por lo menos, por favor. Tengo algo importante que decirte.
Suspiré…no sabía que hacer…si debía escucharle…así que me disponía a colgar…cuando gritó:
_ ¡Voy a intentarlo con Judit!
Y sin saber que otra cosa decir contesté:
_ Vente esta noche a las 10; podrás verla. _ y colgué.
Estas últimas palabras retumbaron en mi mente: “¡Voy a intentarlo con Judit!” ¿Por qué me molestaban? Yo sabía lo que mi mejor amiga sentía por Aaron desde los 14 años y también sabía lo que él sentía tanto por ella como por mí y tenía una cosa muy clara: no le iba a romper el corazón a mi mejor amiga. ¿Pero yo tenía que romper el mío? Se suponía que no rompería mi corazón porque no me gustaba Aaron, o por lo menos, eso pensaba yo, pero esas palabras seguían retumbando en mi mente: “¡Voy a intentarlo con Judit!”
Aaron, Judit y yo nos conocimos en nuestro primer año de instituto; los tres éramos nuevos y eso nos unió mucho, todo lo hacíamos juntos: salíamos, hacíamos los deberes, estudiábamos… Pero un año después pasaron dos cosas que cambiaron nuestra amistad: Judit le confesó a Aaron que estaba enamorada de él desde el primer día que pasamos los tres juntos, ella nunca recibió respuesta, pero lo que nunca supo fue que Aaron me confesó que estaba enamorado de mí pocas semanas antes y que incluso quedamos varias veces a solas, yo estaba dispuesta a intentarlo con él, pero cuando Judit le confesó sus sentimientos…decidimos dejarlo, no queríamos hacer daño a nuestra amiga…así que Aaron desapareció de mi vida para siempre.

Eran casi las 8 de la tarde y ya estaba sonando el telefonillo. Eran Judit y Ari.
_ ¡Hola Xurrita! ¡Tengo que contaros tantas cosas de mi viaje! Ha sido el mejor de toda mi vida. _ dijo Judit abrazándome.
Y yo no podía dejar de pensar en las palabras de Aaron: “¡Voy a intentarlo con Judit!” y ella parecía que lo sabía, venía guapísima y con cambio de look, se había cortado el pelo y había cogido un bronceado precioso durante las vacaciones. Llevaba puestos sus vaqueros favoritos con una de sus mil camisetas, pero había escogido la más escotada, así Aarón no podría resistirse a sus encantos cosa por la que yo me tendría que alegrar, ¿me alegraba?

Volvió a sonar el telefonillo, eran Angie y Laura, como siempre, llegaban tarde. Hubo ronda de besos y abrazos y Judit comenzó a relatarnos lo sucedido en su viaje, mientras yo seguía dándole vueltas a las palabras de Aarón sin prestar mucha atención hasta que escuché:
_ Chicas, ¡creo que me he enamorado! He conocido al chico perfecto, creí que nunca me iba a pasar y que siempre estaría enamorada de Aarón...pero por fin he conocido a alguien que me corresponda.

Y de repente me empecé a hacer mil preguntas: ¿qué pasará esta noche? ¿Dejaría escapar Judit al amor de su vida o tendría el valor de rechazarle y comenzar de nuevo con el chico del que nos había hablado? ¿Podía yo permitir que Aarón se estrellara delante de todos nosotros? No me quedó más remedio que dejar que todo siguiese su curso.
_ ¿Quién ha preparado la cena?_ pregunté para intentar despejar mi mente.
Todas me miraron como si hubiese cometido un crimen y Laura me respondió:
_ La ha preparado Angie, ya que no me dejasteis prepararlo. Como dije, he traído el postre y como homenaje a nuestra recién llegada amiga he traído fondeé de chocolate con frutas. _ puso su cara más traviesa y añadió: _ Solo se comerá en compañía de los chicos. Ari te acordaste de decírselo a Sergio, ¿verdad?
_ Por supuesto_ contestó Ari a carcajadas.
_ Chicas, ¡sois increíbles! vamos a cenar...

Y a las 10 en punto sonó el telefonillo...
_ ¿Sí?_ contesté
_Soy yo_ y Aarón ya estaba aquí. En mi cabeza volvieron a resonar sus palabras: "Voy a intentarlo con Judit".
En menos de un minuto sonó el timbre y Judit abrió la puerta, y allí estaba él, me atrevería a decir  que más guapo que nunca, pero de repente mi amiga le cerró la puerta en las narices.
_ Tía ¿cómo no me avisaste de que venía?_ me preguntó a voz en grito.
 Ignoré sus palabras y regresé para abrirle la puerta.
_ Ho...Hola, ¿qué le ha pasado?
_ No lo sé...será mejor que se lo preguntes tu mismo_ me apresuré a contestar.

Fin capítulo 1






2 comentarios:

Anónimo dijo...

Excelente, me gusto! Solo tuve que interpretar algunas expresiones ya que soy de Mexico, pero muy bien
saludos.
@garguetac

Doramaníaca Compulsiva dijo...

gracias! si no entiendes alguna expresión solo pregúntame! Un saludito desde Madrid!

Publicar un comentario

My Blog List

Con la tecnología de Blogger.

Follow by Email

Blogroll


El librero de Tetsu Hana Powered by BannerFans.com http://fantasiaalos30.blogspot.com.es/

Popular Posts

Followers